«La presión de la industria» impide el fin del roaming en Europa

El fin del roaming en las telecomunicaciones a nivel europeo parece cada vez más lejano. Tras el último aplazo de la Unión Europea, desde la AUC han indicado que es la industria la que presiona para que se mantenga este sobrecoste sobre los usuarios europeos.

Aunque Neelie Kroes se mostraba muy decidida a acabar de una vez por todas con el roaming en Europa, el cambio de autoridades en la UE parece haber aplazado más de la cuenta esta decisión tan esperada por los usuarios de telefonía móvil en el continente.

Tras haber indicado que el fin del roaming no llegaría sino hasta, como mínimo, el año 2018, la UE no parece estar demostrando sus convicciones por terminar con un práctica redituable para las operadoreas de telecomunicaciones.

En la celebración del foro por el Digital Single Market (o Mercado Digital Único, en español) para el continente, en Madrid, Alejandro Perales, presidente de la AUC (Asociación de Usuarios de la Comunicación), no solo ha expresado el malestar del organismo por la situación actual, sino que ha dado sus motivos para que se den estos retrasos «interminables».

Según Perales, «es la presión de la industria la que produce demoras en el fin del roaming«. Es decir, la presión de las propias operadoras, para que esta modalidad pueda seguir existiendo.

Imagen.

Compartir en Google Plus

Acerca de Pablo Silva

Estudiante de Comunicación Social y Periodismo. Escritor aficionado y apasionado de las nuevas tecnologías.
  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios